La lucha por una Tablet y la muerte de un pequeño niño


oto

Ayer, 8 de Febrero, en Chile, una noticia causo estupor, dolor y preocupación, un niño de 8 años, mató a un primo de sólo 7 años, de 47 puñaladas, estando solos en su casa y la razón de fondo fue, la disputa acalorada por una Tablet y el juego que los tenía ensimismados.

   Trágica realidad que refleja un desafío no asumido por la sociedad, ¿qué hacemos con esta nueva generación que vive conectada y que une su mundo virtual al mundo real?

Hasta hora, muy poco, basta ver el grado de fascinación que tienen los niños frente a un nuevo juego y la facilidad con que aparecen las “Tapled nanas”. Con sólo prender y dejarlo jugar en lo que desea,  permiten que el mundo adulto, sigan su vida con normalidad.

    Es tal la identificación de los niños con las herramientas tecnológicas que burlan con extrema facilidad el control parental o escolar, para estar en lo que les llama la atención y que rápidamente comparten con sus pares.

  Culpar al Tablet sería extremadamente fácil, así como se hace con las redes sociales continuamente. Sin embargo, si es necesario hallar el origen del problema lo encontraríamos en una sociedad que no quiere asumir su rol protector y formador en el mundo virtual.

 Las Instituciones educativas, salvo honrosas excepciones se conforman con bloquear el uso de celulares y redes sociales en la sala de clases y usar Tablets o computadores para actividades específicas y dirigidas a un objetivo determinado, ejemplo encontrar una imagen, texto o crear un PPT.

  Ni hablar de desarrollar habilidades y competencias digitales, menos establecer la necesidad de generar habilidades para la vida, tales como la empatía, el respeto hacia el otro, a la diversidad, la critica constructiva. De ahí que tengamos ciertas normas para el mundo real y numerosas licencias para el mundo virtual.

  Necesitamos de manera urgente ingresar al mundo digital, aportando con nuestra experiencia, sabiduría, compartiendo contenidos, estableciendo puentes entre las generaciones, de los “Hijos de la Tecnología” y los que nacimos antes de ella.

 Debemos establecer una planificación digital para que desde la sala de clases, orientemos a nuestros alumnos a generar propuestas donde canalicemos sus intereses y demandas.

Necesitamos asumir el desafío de red educar a una generación altamente tecnificada y que hasta hora convive con absoluta orfandad en el mundo digital.

 Es de esperar que la Reforma estructural de la Educación, incluya el mundo 2.0, fortaleciendo habilidades y competencias, generando instancias de mutua colaboración y crecimiento comunitario.

  Se puede, Singapur, por nombrar un ejemplo, ya inició el camino y partiendo por los mas pequeños y más expuestos a los vicios y virtudes de la sociedad digitalizada.

Asumamos que más que “Nativos Digitales”, nos estamos poblando de “Huérfanos Digitales”

  Fuerza a los padres de ambos niños. Dolorosa alarma que espero despierte una comunidad adormecida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s